Epidemia de la gripe: prevención, síntomas y cura

La Gripe: Prevención, síntomas y cura

Inevitable cada año, la gripe es una infección que nos ataca desde hace siglos y el único remedio seguro que conocemos es la paciencia, aunque la prevención evita epidemias que la convertían en una infección mortal.

Casos graves de gripe

Hasta hace pocas décadas la gripe era una enfermedad comúnmente mortal, favorecida además por su fácil contagio de aves a mamíferos. El caso mas grave fue el del año 1918, la mayor epidemia conocida por el ser humano. La conocida como “gripe española” causó entre cincuenta y cien millones de víctimas en todo el mundo. Otros casos mas recientes y con resultado menos trágico han sido la gripe aviar o la porcina. Aún hoy un constipado puede acabar siendo mortal si se presenta asociado a determinadas patologías, pero el porcentaje de mortalidad de ésta enfermedad es prácticamente nulo en todas las zonas del mundo.

Prevención y síntomas

La mejor solución es prevenir, y lo mas efectivo, aunque no infalible, es la vacuna. Cada año se desarrolla una vacuna diferente en función de la cepa del virus. La vacuna de la gripe llega a todas las zonas del mundo, así que el riesgo es bajo tanto en zonas desarrolladas como en los países con menos recursos. Actualmente existe una creencia popular que contradice la conveniencia de la vacuna, si es tu caso, una prevención diaria ayuda a reducir los riesgos. Algo tan sencillo como una correcta higiene de cara y manos; evitar el contacto con personas afectadas y, si inevitablemente nos vemos infectados, el uso de mascarillas (muy normal en países orientales), pueden conseguir que la temporada de gripe pase sin vernos afectados, o ayudar a que se propague lo menos posible.

Tratamiento y cura

Si a pesar de tomar precauciones nos contagiamos, los medicamentos pueden aminorar los efectos como la fiebre, tos, dolores musculares o congestión nasal, pero a pesar del desarrollo farmacéutico y lo común de la gripe, todavía no se conoce un remedio médico totalmente eficaz. Tanto los medicamentos mas conocidos como los genéricos deben ser recetados previo paso por la consulta del médico.

Los remedios caseros se multiplican en función de los síntomas, pero, al igual que los productos químicos, como mucho nos harán mas llevadera la enfermedad. Soluciones como el agua caliente, miel o cítricos ayudan al organismo, pero hay que tener cuidado con otras que no solo no ayudan sino que además pueden ser perjudiciales.

La prevención y la paciencia son las dos principales ayudas que tenemos contra la gripe que, aunque sigue siendo la principal infección en todo el mundo, sus efectos han sido reducidos hasta hacerla casi inofensiva.

You may also like...

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *